03 junio 2009

Soneto IV



Es un velo de ausencia, una ironía,
Una herida que ocurre lentamente,
Es fatiga perenne, ineludible,
Es sombra y resplandor, mas nunca guía.

Es paradoja, absurda como un grito
En medio del marasmo, desde el caos,
Laberinto que cruzan los sentidos
En cientos de segundos obligados.

Es ráfaga indomable de palabras
En busca del camino al horizonte,
Son visiones ajenas, espejismos,

Manías que aparecen sin avisos
Advertencia a la noche, compromiso
Es el pelado insomnio tan manido.

Por:
Nelva Nieves



No hay comentarios: