30 marzo 2011

Por:
      Pedro Tonantzin (Excélsior)
 
Compañeros y familiares de Juan Francisco Sicilia Ortega, realizaron una marcha contra la violencia en la que condenaron el asesinato de siete personas, entre los que se encontraba el hijo del escritor Javier Sicilia.

La movilización partió del punto conocido como "El Calvario", donde jóvenes principalmente, portaban mantas y cartulinas para exigir un alto a la violencia, además lanzaron consignas donde exigían el esclarecimiento de los hechos.

Al final de la marcha el escritor Francisco Rebolledo, tomó la palabra para exigir al procurador Pedro Luís Benítez Vélez, “le doy una semana para que presente a los verdaderos responsables, de este horror o que renuncie o que se largue, ¿para qué lo queremos?”.

En las puertas de Palacio de Gobierno, permanece la ofrenda floral y las veladoras que desde ayer colocaron amigos del joven futbolista, quien actualmente estudiaba la carrera de Administración de Empresas en el Colegio Americano de Cuernavaca.
En tanto, estudiantes del Centro Cultural Universitario e integrantes de organizaciones no gubernamentales, gritaban consignas contra la violencia a su paso por las calles de Cuernavaca “¡queremos escuelas, no más sangre, queremos hospitales, no más sangre, queremos justicia, no más sangre, queremos la paz, no más sangre!”.

También gritaban “¡con paz, queremos vivir, con justicia, queremos vivir, con amor, queremos vivir!”, así llegaron hasta el centro de la ciudad, donde se espera que mañana a las 10 de la mañana, inicie un maratón de poesía contra la violencia hasta que los jóvenes resistan.

Hasta el momento las autoridades se han negado a esclarecer cómo fueron privados de la libertad, Juan Francisco Sicilia y sus amigos; sin embargo, adelantaron que solicitaron la custodia de las carreteras federales, las cuales han sido el principal escenario de la violencia en la entidad.

Este día comenzaron las exequias de Francisco Sicilia en Cuernavaca y se espera que hoy se realicen los funerales, donde ya se encontraría presente su padre, quien se encontraba en un viaje por Filipinas.

De manera paralela a la marcha, el gobierno estatal envió un boletín, donde establecía que el gobernador Marco Adame Castillo interrumpió su agenda, para convocar al gabinete de seguridad y revisar los acontecimientos y expresiones de violencia, registrados en las últimas horas en la entidad.

Al término de la reunión del Gabinete de Seguridad, el gobernador sostuvo un encuentro con el General Leopoldo Díaz Pérez, comandante de la 24a Zona Militar, para establecer acciones que deriven en un reforzamiento de las tareas de seguridad a favor de los ciudadanos.

La Procuraduría General de Justicia (PGJ) del estado, ha solicitado a la Procuraduría General de la República (PGR) que participe en todas las líneas de investigación para esclarecer los hechos.

Además aclara que “refrenda su respeto a todas las expresiones ciudadanas que sobre el tema se han registrado en las últimas horas, pues los derechos de manifestación y de expresión deben ser irrenunciables”.

Pero hizo un llamado “a grupos participantes en estas movilizaciones para que no permitan que estos temas delicados que lastiman a la sociedad, se contaminen con intereses partidistas”.

No hay comentarios: