11 mayo 2009

Neil Marshall, director promesa del cine de horror.



Por: Davo Valdés

El cine de terror actual no sólo esta limitado por las grandes productoras quienes siguen pariendo secuelas y remakes innecesarios, sino que entierran las producciones originales y seducen a jóvenes talentos a seguir el camino del plagio en lugar de promover la creación de su interés.
La problemática radica en la poca exigencia del público, que ha llevado a los corporativos de Hollywood a lucrar demasiado con iconos del pasado (Leatherface, Michael Myers, Jason, Freddy Kruger) o alimentado el morbo de las masas sin profundidad o propuestas alternativas. Dentro de este bodrio de films de horror. Encontramos ciertos nombres que han logrado sobresalir e impactar con sus films personales. Nombres como Eli Roth, Darren Lyyn Bousman, Alexandre Aja, Rob Zombie, James Wan y Neil Marshall. Todo ellos miembros de un grupo de realizadores que se han dedicado a revivir el cine de terror de calidad ofreciendo films más complejos y con un gran dominio del género, sus estilos han marcado la diferencia y aunque muchos de sus films son tributos o calcas de otros films se agradece el despliegue de propuestas independientes. Este grupo es conocido como Splat Pack.
Muchos de ellos han caído en las manos filosas de Hollywood y han trabajado en remakes (Aja hizo de The Hills Have eyes y Zombie, Halloween) que afortunadamente, los resultados fueron favorables y muestran que no por ser algo re-hecho se tiene que despedazar la esencia de las originales. La idea quedó intacta y con plus o una aportación importante de ambos directores a las franquicias de Wes Craven y John Carpenter respectivamente. Lyyn Bousman continuó la saga de James Wan con Saw II, Saw III (una de las mejores de la saga) y Saw IV (el inicio del declive) y ahora se hace un nombre propio con Repo! The Genetic Opera, la cual se posiciona tempranamente como film de culto. Eli Roth también comenzó su carrera con la sorprendente Cabin Fever y después conquistó al mundo con Hostel y la porno-tortura. Como se puede ver todos han dirigido películas que actualmente han despertado el interés por el terror siendo mostrado por ojos jóvenes que admiran a los viejos o experimentados (Argento, Carpenter, Craven, Romero, Rodríguez).
Sin embargo, uno de este grupo se ha logrado mantener en las sombras del cine independiente pero ofreciendo films grandiosos, personales, caprichosos y con un terror excelente. El nombre es Marshall, Neil Marshall.

Director y guionista inglés que en 2002 inició su carrera con Dog Soldiers, la cual por una campaña independiente de seguidores de Internet fue pronto ganando éxito y se posicionó como una revisión exitosa e innovadora del sub-género de licántropos u hombres lobo. Posteriormente en el 2005 sorprendió al mundo con The Descent, la cual fue aclamada por la crítica y lo colocó en el gusto del público quien lo comenzó a seguir y vigilar de cerca, pues prometía mucho para el horror cinematográfico. Su siguiente producción fue un capricho personal que resultó ser una obra tributo a los films frikis de ciencia ficción, horror y acción de los 70 y 80; Doomsday que contó con el protagónico de la hermosa Rhona Mitra. Esta cinta es, según el mismo director una mezcla de visión post-apocalíptica enfrentando a soldados futuristas con caballeros medievales. Algunos de los films a los cuales ofrece un guiño o tributo son: Mad Max, Escape from New York, Children of Men, Excalibur, The Omega Man, Waterworld, Gladiator y The Warriors.
El resultado fue una película en donde pocos lograrían encontrarse pero aquellos que la descubrieran y conocieran los antecedentes del cine de acción y ciencia ficción, tendrían en sus manos uno de los más grandes tributos a este tipo de cintas.
Actualmente la secuela de The Descent se encuentra en post-producción y aunque podría calificarse como una secuela innecesaria, la trama resulta atractiva y sigue dentro de la línea argumental del fin de la primera parte, la cual ahora esta cosechando éxitos en todo el mundo. La poca fama que tiene este director es conseguida por los blogs especializados y el Internet el cual ha sido una herramienta provechosa para los nuevos realizadores. Su nuevo proyecto esta titulado Centurión basado en las la legendaria Legión IX y su marcha para arrasar a los Picts (confederación de tribus escocesas en épocas del imperio romano). Este thriller histórico, contará con las actuaciones de Michael Fassbender y Olga Kurylenko y se encuentra en filmación con tentativo estreno en el 2010.
El estilo de Marshall se caracteriza por un brutal despliegue de violencia (nada gratuita) por su estilo narrativo veloz y por sus numerosas referencias a otros films. Las historias que cuenta son situaciones extremas en donde un grupo de personas deben unir esfuerzos para un bien común. Su terror es asfixiante, oscuro y siempre tiende a obtener la sensación de horror por las atmósferas al aire libre que logra gracias a su magnifico uso de la cámara. La música es otros los elementos claves en su filmografía ya que siempre utiliza bandas sonoras de calidad. Marshall es un director promesa del cine de terror por que sus propuestas hasta ahora han intentando explorar otros géneros y ha hecho lo que le da en gana. Su calidad como director es indiscutible y su talento es de sobra a la hora de escribir una historia.

2 comentarios:

Wacko dijo...

Davo! Eres el master del cine de terror. Me encanta tu blog, saludos desde Nicaragua. Me gusta La Wacha, la seguire leyendo.

Lady de Kier dijo...

Muy buen articulo. Casi nadie conoce el trabajo de Marshal a pesar de como dices ser de los pocos que hacen lo que les da la gana.

Chido por la revista.