09 abril 2013

La recua de Tin Tan…


Definitivamente el universo Tin Tan no hubiera sido lo que fue, sin la útil ayuda de 10 inseparables compañeros que aquí les presentamos…

Famie Kauffman “Vitola” (1924-2009)
Larguirucha, simpática, gesticulante, cantante y bailarina, son solo algunas características de esta gran mujer que dejo huella en el cine mexicano en aquella legendaria escena en que canta La Traviata de Verdi al mismo tiempo que Tin Tan quiere desmayarla para robarle sus joyas.

Ismael Pérez "Poncianito" (1941)
Este chamaquito participó en algunas películas de Tin Tan mostrando claros dotes de buen actor, lástima que llegada su adolescencia, también llegó su retiro del choubisnes. Años más tarde regresó para compartir sus anécdotas con Germán Valdés. Su papel más memorable, el de Pepito, siendo el hijo de Tin Tan.

Joaquín García “Borolas” (1922-1993)
Este hombre comenzó como bailarín, pero también fue un gran actor clown. Su característico bombín y su largo saco lo hicieron distinguirse, participó en más de 5 películas de Tin Tan, entre ellas EL rey del Barrio, Mátenme por que me muero y La marca del zorrillo entre otras.

José René Ruiz “Tun Tun” (1932-1993)
Este simpático chaparrin inicio su carrera en las películas de Tin Tan y el director Gilberto Martínez Solares. Pronto su imagen en las películas de Germán se hizo necesaria, se sumaban talentos a las películas del pachuco, que para ese entonces dejaba el traje de pachuco para sumarse a los problemas del barrio de México, y ahí Tun Tun cabía perfecto. La escena más memorable de la dupla con Tin Tan, es aquella en que Tun Tun simula pelear cual espadachín sobre una mesa.

Ramón Valdés (1923-1988)
Ramón es uno de los hermanos de Tin Tan que siguió a Germán durante toda su carrera, hasta su muerte. En el 90 por ciento de las películas hechas por Tin Tan, Ramón participa de una manera u otra, y es que se cuenta que cuando Tin Tan aceptaba un filme, lo aceptaba con su comparsa incluida, y su hermano estaba más que dentro de este selecto grupo.

Wolf Ruvinskis (1921-1999)
Un verdadero action man, actor, luchador, mago, empresario, arquero y galán, son los adjetivos que visten a este villano por excelencia de cine. Se ganó al público mexicano siendo el rival de Tin Tan, en algunas ocasiones de a gratis y en otras con justa razón, lo cierto es que cerca de 10 filmes si realizó al lado del pachuco. Su escena más memorable con Valdés es aquella en que luchan y obviamente Tin Tan le gana sobre el cuadrilátero.

Yolanda Montes “Tongolele” (1932)
Voluptuosa, bailarina, sensual y misteriosa; así se puede definir a Tongolele una gringa que sabia mover su cuerpo de tal manera que conquistaba al Pachuco de oro. Aun que su carrera junto a Tin Tan no representó muchas películas, si fue del gusto del público tener en los filmes de Valdés. Su escena más memorable es aquella en que comienza un baile haitiano, y este es interrumpido por la presencia de Tin Tan, quien aprovecha para propinarle un tierno beso.

Jorge Zamora Montalvo “Zamorita” (1928)
Un mulato bonachón que conoció a Tin Tan cuando el cómico llegó a la Habana para grabar su película “Tin Tan en la Habana”, este moreno le ofreció una canción que más tarde sería grabada, a partir de ese momento se harían uno de los cuates más cercanos de Germán Valdés.

Juan Garcia "el Peralvillo" (1905-1980)
Argumentista y actor mexicano, quien escribió las mejores películas de Tin Tan, participando también en ellas, manejando de manera magistral el calo de los barrios marginados del Distrito Federal, México. su participación más memorable al lado de Valdés fue precisamente en El Rey del barrio, siendo parte de la bandita de rateros que forma Tin Tan haciéndose pasar por un gánster de a deveras.

Marcelo Chávez "el Carnal" (1911-1970)
El verdadero carnal -hermano- del buen Tin Tan. Marcelo fue más que un patiño del pachuco, como muchos creen, fue un gran intérprete del spanglish manejado por Tin Tan, todavía no muy familiar en el centro del país. A la muerte de Marcelo le vino un duro golpe al pachuco, quien se refugió en el talento de su esposa Rosalía. se cuenta que cuando Germán se enteró de la muerte de Marcelo, se talló las manos buscando consuelo y dijo -Que me perdonen mis hermanos, pero mi carnal era Marcelo-.

1 comentario:

Anónimo dijo...

El mejor y buen hombre..